Crítica sin spoilers: Star Wars: VII. El despertar de la fuerza.

La compra de Lucasfilm por Disney parecía que sería la decadencia, más aún si cabe, de esta franquicia. George Lucas, el cual dirigió la perlicula original, “Una Nueva esperanza”, se embolsó 4.050 millones de dolares por la venta de Lucasfilm. La noticia de que Disney produciría una nueva trilogía ha generado numerosas expectativas, pero también temor, ante la terrible idea de que pudiera ser igual de mala que la segunda trilogía, o incluso peor.

Nada más lejos de la realidad, “El Despertar de la Fuerza” plantea un marco casi perfecto para el desarrollo de esta nueva historia. Cabe destacar las actuaciones más que notables, tanto de nuevos como de viejos, en este tema el punto negativo que yo veo es que el doblaje al español no me parece el más adecuado, pero oye, serán gustos.

La película apuesta sobre seguro, un fan la disfrutará como un niño, pero no caen en la torpeza de querer deleitar demasiado a ese antiguo público dejando un poco más de lado la acción y la nueva historia. Porque si en algo acierta es su ritmo frenético y en plantear constantemente nuevas situaciones y conflictos. Mención especial al villano principal de esta película con ese tono agrio que tiene que hacia el final de la película te hará sentir pensa por él, sublime. Todo esto acompañado de una BSO excepcional (como siempre) en la cual se hecha de menos la famosa marcha imperial, pero en fin, esto ya no es el Imperio, habrá que acostumbrarse.

Un punto negativo, que tampoco lo es tanto, es que ese ritmo tan frenético de la película hace que realmente los personajes no s eparen en ningún momento de la película a reflexionar sobre lo ocurrido y a darno una mejor imagen de su personalidad y sentimientos, lo que puede llegar a hacer que algunos personajes principales nuevos aún sigan siendo bastante difusos después de ver la película.

En conclusión “El Despertar de la Fuerza” gustará a fans, y a los que no lo son tanto también, pues para verla no es necesario ver las anteriores. una película sólida aunque no carente de fallos que deja con ganas de ver como evoluciona la trilogía.

Feliz Navidad Anfilólogos y que la fuerza os acompañe.

Anuncios
Crítica sin spoilers: Star Wars: VII. El despertar de la fuerza.